¿MACHISMO EN LA ALTA COCINA?

Machismo en la alta cocina | Lola Mayenco

Sevilla fue anoche la sede de la gala de presentación de la Guía Michelin 2020, un evento internacional en el que se conocen cuáles son los restaurantes que reciben las prestigiosas estrellas. Y estoy super contenta, porque cocineras a las que admiro mucho se han hecho con unos galardones que se merecían desde hace tiempo.

Pero también me siento algo triste… ¿Cómo puede ser que el porcentaje de restaurantes españoles con estrella Michelin que tienen a una mujer al frente siga siendo el mismo que el del año pasado? 🤷🏽‍♀️ 10%, ¡ni más ni menos!

En fin: enhorabuena a las premiadas y a los premiados. Y a seguir trabajando para que el año próximo haya muchas más mujeres en el Olimpo gastronómico.

LA MEJOR MANERA DE PRESERVAR LAS RECETAS FAMILIARES (Y POR QUÉ DEBERÍAS EMPEZAR A HACERLO HOY MISMO)

Los Recetarios | Ana Vega y Carmen Alcaraz del Blanco

¿Quieres conocer a más rescatadoras de recetarios familiares? Pues hoy te presento a Ana Vega @biscayenne y a Carmen Alcaraz del Blanco @bonavivant, dos periodistas gastronómicas que están haciendo un trabajo fantástico con su proyecto Los Recetarios. ¿Su misión? Que no se pierda la cocina más familiar y doméstica. ¿Y cómo lo hacen? Pues encontrando, digitalizando y documentando recetarios familiares de toda España.

Les da igual el formato en el que estén las recetas: escritas a mano o a máquina, en hojas sueltas y amarilleadas o encuadernadas en libretas primorosas. Lo que les importa es lograr que se reconozca el valor gastronómico y emocional de las recetas caseras, de ese cocido de la abuela que revivía a un muerto, las croquetas de pollo de mamá o el arroz con leche que preparaba la madrina. Y, siempre que es posible, tratan de recuperar algo más que las recetas: intentan poner cara e historia a las autoras de las recetas.

¿No te parece un proyecto precioso? Precioso e importante, tanto que hace muy poquito le ha valido a Ana Vega un merecidísimo Premio Nacional de Gastronomía.

Así que, ¡ya lo sabes! Si tienes algún recetario familiar y no quieres que se pierda, ponte ahora mismo en contacto con ellas.